El toque del Rey Midas: 10 reglas para el dorado

La clave es pensar en grande, no todo debe reducirse a colocar candelabros o marcos.
Una cocina con refulgentes toques dorados. Foto: Sotheby's International Realty

El tono dorado resalta cualquier decoración, brilla con lujo y aristocracia. La hábil combinación de un llamativo tono metálico con otros colores profundos convertirá incluso la habitación más común en un espacio sofisticado.

Conseguir el estilo perfecto puede ser un equilibrio delicado. Algo sutil puede pasar desapercibido y si es demasiado cargado se vuelve llamativo.

Kate Watson-Smyth, fundadora del blog ‘Mad About The House’, recomienda que si estás pensando en adoptar el dorado en interiores, debes recordar relacionarlo con el resto de la habitación, mediante el uso de piezas decorativas de oro o latón.

Watson-Smyth sugiere por ejemplo un techo dorado, en juego con un candelabro o el interior de una lámpara.

Añadir dorado en el interior puede aportar calidez y comodidad especiales al interior, y estar presente en el diseño moderno. La clave es pensar en grande, el color dorado en el interior no son solo candelabros dorados o marcos.

Pueden ser textiles dorados, que recubren las paredes con un brillo característico. Con la ayuda de esta tonalidad es fácil dotar al diseño de cierta sofisticación, bohemia y solemnidad, y esto, a su vez, encaja en el concepto de casi cualquier tendencia.

10 reglas para aplicar color dorado

Te compartimos “10 reglas” para aplicar el dorado en tus interiores:

1. Al decorar grandes superficies, es mejor hacer acentos brillantes, creando una composición utilizando pinturas y espejos en marcos dorados o pinturas con molduras que imitan elementos metálicos.

2. Si se usa pintura dorada para la decoración de paredes, todos los demás detalles deben hacerse en colores neutros. Elige muebles tapizados en blanco o gris, cortinas lisas y una mínima cantidad de detalles.

3. Al elegir un papel tapiz con una decoración dorada, considera aquellos con patrones geométricos y las líneas verticales. Los monogramas son apropiados solo para los estilos pomposos y los jeroglíficos ornamentados, y para las corrientes orientales.

4. Los muebles dorados no siempre se ven armoniosos y elegantes en la decoración. La abundancia de detalles dorados, las tallas de madera elaboradas y la tapicería brillante a veces parecen muy insípidas. Sin embargo, hay modelos de muebles en los que todos ganan, cuyo color dorado se adapta perfectamente a ciertos estilos.

5. Los muebles blancos y dorados son adecuados para cocinas minimalistas espaciosas. Tal combinación también es apropiada en habitaciones tipo loft, si la decoración metálica se realiza de manera algo descuidada.

6. Los accesorios de iluminación de color dorado lucen espectaculares contra el fondo de paredes claras y oscuras.

7. La combinación de blanco y dorado amortigua visualmente el brillo de este último, sin privar a la habitación de solemnidad y sofisticación; el dúo negro y dorado da un toque de misterio y lujo discreto.

8. Para las luminarias en tonos dorados, se deben utilizar bombillas con luz amarilla, que se combinará con el brillo metálico de la lámpara.

9. Para habitaciones decoradas en estilo vintage, son adecuados candelabros, lámparas de pie, lámparas y apliques con una superficie envejecida artificialmente.

10. El tono dorado es conocido como vecino amigable para muchos tonos. Azul saturado, marrón cálido, vino, terracota, esmeralda jugosa y ocre con la adición de reflejos suaves se ven aún más nobles.

Leído en: EXPANSIÓN

No está de más leer:

8 lugares del mundo donde te pagan por vivir allí

Casas prefabricadas y casas modulares: estas son las diferencias

Nueva York, una ciudad herida que cambió 20 años después del 11S

Síguenos en nuestras redes sociales

Suscríbete a nuestro Newsletter