¿Cómo elegir la puerta principal de una casa?

Es importante explorar posibilidades y cómo pueden transformar la puerta principal en un potente elemento de diseño.
Tal como las paredes y los techos definen el carácter y la percepción de un proyecto arquitectónico, las puertas cumplen un rol fundamental en la construcción de ese estilo. Foto: © Benjamin Benschneider

Entre todas las puertas de una casa, la puerta de entrada es el primer elemento tangible que los propietarios y visitantes perciben, actuando como el punto de unión entre arquitectura y usuario.

Al fin y al cabo, la primera impresión es clave. Y la puerta principal es, sin duda, una que marca el tono del resto del interior.

Sin embargo, elegir la puerta de entrada para una casa contemporánea puede ser difícil, especialmente con tantas posibilidades de diseño.

Por lo tanto, antes de tomar la decisión, es importante explorar esas posibilidades y cómo pueden transformar la puerta principal en un potente elemento de diseño.

Con esto en mente, ArchDaily definió cuatro factores a considerar en el momento de elegir la puerta de entrada: material, estilo, color y tamaño.

Para inspirar a propietarios y arquitectos, presentamos estos a través de una compilación de puertas notables y únicas de casas modernas.

Diversas posibilidades de materiales

Madera

Foto: KÜHNLEIN Architektur

Al seleccionar la puerta de entrada, uno de los primeros pasos consiste en definir los materiales que mejor complementen la arquitectura de la casa.

Hoy en día, la madera sigue siendo la clásica opción por su versatilidad, atemporalidad y aspecto cálido inspirado en la naturaleza.

Esta puede utilizarse en una gran variedad de formatos, acabados y estilos. Desde un ambiente rústico con una tabla de madera bruta, hasta un aspecto elegante con un acabado liso.

Aunque el material suele dilatarse y contraerse naturalmente con cambios de temperatura, las puertas principales de madera pueden ser muy duraderas gracias a avances en su fabricación y un mantenimiento rutinario. Así, pueden mantener su estética elegante y reconfortante que no tiene comparación.

Vidrio

Foto: © Toshihiro Sobajima

Cuando se trata de priorizar las vistas y la luz, las puertas de vidrio y fibra de vidrio son ideales. Su popularidad crece en entradas residenciales modernas. Usualmente combinadas con marcos de acero, estas iluminan espacios interiores con luz natural y, a la vez, transmiten un aspecto elegante y contemporáneo.

Al mismo tiempo, al eliminar el límite visual entre lo que está afuera y adentro, las puertas vidriadas enmarcan el interior y el paisaje circundante como una obra de arte.

Además de ser duradero y fácil de limpiar, el material puede ser de color, reflectante u opaco, generando privacidad mientras se mantiene el paso de la luz.

Por motivos de seguridad, se puede reforzar con láminas para ventanas, vidrio laminado de seguridad o láminas de policarbonato.

Acero

Foto: © Will Scott

Por otro lado, el acero se suele considerar el material más versátil y rentable para puertas principales. Ofrece más flexibilidad de diseño y durabilidad en comparación con el vidrio y la madera.

Las puertas de acero no se dilatan ni contraen, son resistentes a diversas condiciones climáticas y aíslan de manera efectiva.

Si bien pueden pintarse o imitar otros materiales con paneles decorativos, las puertas de acero «en bruto» de acabado oxidado pueden ser muy atractivas estéticamente, especialmente para crear un aspecto industrial modernizado.

Diferentes estilos de movimiento

Pivotante

Foto: Bates Masi Architects

Además de su valor estético, las puertas de entrada deben permitir la circulación eficaz de personas y objetos.

Más allá de la puerta estándar de una bisagra que se mueve hacia adentro o hacia afuera, existen otros tipos de aperturas innovadoras. Cuando se trata de una declaración potente de diseño, las puertas pivotantes son ideales para casas modernas.

Esencialmente, una puerta pivotante gira en torno a un eje vertical, generando un lienzo que se mueve libremente. Estas pueden ser de diversos materiales como el mármol, vidrio, madera o metaly ofrecen flexibilidad en cuanto a dimensiones y peso.

Así, con tecnologías innovadoras y una instalación sencilla, una puerta pivotante proporciona funcionalidad y un sinfín de posibilidades de diseño, originando una entrada grandiosa y elegante.

Doble

Foto: © Joao Morgado

Comúnmente conocidas como puertas francesas, las puertas dobles también pueden generar una entrada amplia y atractiva.

Aunque las puertas estándar son perfectamente funcionales, es necesario tener en cuenta las ventajas de incluir una puerta principal doble.

En primer lugar, estas crean un acceso más amplio que puede ser útil para el entretenimiento o el traslado de muebles, dando la sensación de bienvenida a una casa grande y una sensación de apertura para una más pequeña.

Por supuesto, un espacio más grande también implica una mayor entrada de luz solar y mejores vistas cuando la puerta se abre (o cuando está cerrada en el caso de ser de vidrio).

Ya que las puertas dobles no son más que un par de puertas tradicionales que se pueden abrir simultáneamente, su instalación es sencilla y existe un gran abanico de materiales disponibles.

Corredera

Foto: © Kenta Kawamura

Aunque la mayor parte del tiempo se utilizan como separadores de espacios interiores, las puertas correderas son una alternativa viable para la entrada de una casa.

Al abrirse lateralmente en lugar de hacia afuera o hacia adentro, generan una transición fluida hacia el interior o exterior y pueden ser especialmente útiles para espacios reducidos.

Además de su aspecto único, su movimiento sencillo y su función de ahorro de espacio, las puertas principales correderas pueden ser muy seguras y actuar como aislantes eficaces gracias a nuevas tecnologías.

Colores llamativos para agregar carácter

Foto: © Luis Diaz Diaz

En cuanto a colores, las puertas de entrada tienden a mostrar materiales expuestos o estar pintadas de blanco, negro o tonos neutros. Sin embargo, añadir un toque de color es una forma fácil de destacar la puerta principal y otorgar carácter y personalidad a una casa.

Siempre que se incorporen de modo equilibrado, los colores llamativos pueden configurar una entrada moderna y atractiva que transforme la fachada, solo se necesita un buen trabajo de pintura.

De este modo, el color implica un gran cambio, pero con poco sacrificio.

Puertas gigantes para entradas grandiosas

Foto: FritsJurgens

El tamaño de una puerta principal suele estar limitado por el marco de la casa, y las puertas estándar no suelen superar las 80 pulgadas (o 203 cm) de altura.

Sin embargo, como arquitectos y propietarios le dan cada vez más prioridad a los pasillos grandes, techos altos y espacios amplios en casas contemporáneas, las puertas de entrada de gran tamaño se han convertido en una tendencia de diseño, dominando el mercado arquitectónico.

Aunque las puertas gigantes implican una mayor inversión, automáticamente logran que las casas se vean más amplias, generando una fuerte y llamativa primera impresión.

Por ende, para conseguir aquel aspecto moderno y elegante, una puerta de gran tamaño sin duda es un complemento ideal y por ello se debe considerar a la hora de diseñar la entrada de una casa contemporánea.

No está de más leer:

Plantas que puedes cultivar en casa y que pueden aguantar todo el 2022

Las 10 transacciones inmobiliarias de famosos más caras de 2021

4 errores que pudiste cometer en tu casa durante el 2021

Temas relacionados

Suscríbete a nuestro newsletter

Síguenos en nuestras redes sociales

Reciente

Las noticias inmobiliarias en tu mail

Suscríbete a nuestro Newsletter

Suscríbete a nuestro Newsletter