Proponen ley para garantizar acceso de “soñadores” a créditos de vivienda

El representante federal demócrata Juan Vargas presentó un proyecto de ley para asegurar que los beneficiarios del programa Acción Diferida para los Llegados en la Infancia (DACA) sean elegibles para préstamos federales de vivienda y créditos respaldados por las empresas paraestatales Fannie Mae o Freddie Mac.

El Acta de Propiedad de Vivienda para Soñadores, de la que es coautor el también representante demócrata Pete Aguilar, tiene como objetivo clarificar y proteger la elegibilidad de los beneficiarios de DACA, conocidos como “sonadores”, para recibir esa clase de préstamos.

Específicamente, busca asegurar que la elegibilidad para un crédito no esté condicionada por el estatus migratorio del beneficiario de DACA si este cumple todos los restantes criterios para obtener el préstamo.

Vargas, que representa al Distrito 51 de California, dijo que debido a la falta de claridad que rodeó la elegibilidad de los soñadores durante la administración Donald Trump, las entidades crediticias se abstuvieron de otorgar préstamos a estos inmigrantes.

“Introduje esta iniciativa en la anterior legislatura cuando el Departamento de Vivienda y Desarrollo Urbano de la Administración previa trató de poner en riesgo la elegibilidad de los soñadores. Estoy reintroduciendo el Acta de Propiedad de Vivienda para Soñadores para asegurar que esto no ocurra en una futura Administración“, dijo Vargas.

Sostuvo que los soñadores y sus familias “merecen el mismo acceso a las oportunidades que se ofrecen a otros estadounidenses“. Argumentó que “una futura Administración o liderazgo de la FHA (Administración Federal de Vivienda) podría intentar bloquearles ese acceso si no aprobamos una legislación que clarifique su elegibilidad”.

El mes pasado, la FHA declaró que los beneficiarios de DACA podrían solicitar créditos respaldados por la agencia a partir del 19 de enero.

También puedes leer en República Inmobiliaria:

“Soñadores” pueden ser elegibles para préstamos hipotecarios con requisitos más flexibles