Microcemento, el material de moda para la decoración de interiores

La principal ventaja de su uso en la decoración de interiores es que resulta un material fácil de poner y económico.

Las tendencias en diseño de interiores van evolucionando y los interioristas cada vez buscan materiales más resistentes, versátiles y atemporales para sus creaciones. El microcemento es una opción para aplicar y modernizar un espacio de una forma sencilla y económica.

¿Qué es el microcemento?

El microcemento es un revestimiento empleado en la construcción y decoración compuesto por varios materiales que garantizan un acabado resistente, de gran adherencia y duradero.

Los ingredientes que lo componen son cemento de altas prestaciones, elementos que actúan como aireadores, fibras, polímeros acelerantes y áridos ultrafinos. Además, existe la posibilidad de añadir pigmentos a la mezcla, obteniendo un revestimiento con una gama de colores muy naturales.

 

View this post on Instagram

 

A post shared by Grupo Beam, C.A. (@escalaacuatro)

¿Para qué se utiliza el microcemento?

El microcemento es un revestimiento y, como tal, se emplea para cubrir diferentes superficies. Dada su alta capacidad de adherencia es indicado para cubrir cualquier otro material existente como baldosas, azulejos, yeso, plásticos, metales, cemento, hormigón, mármol.

Y todo ello con la ventaja de no tener que retirar el material anterior. El microcemento se aplica directamente sobre el material existente creando una capa de entre 2 y 3 mm que lo cubrirá por completo.

Entre las aplicaciones que puede tener están la creación de suelos continuos, paredes recubiertas de microcemento, así como techos, muebles. El microcemento es adecuado para cubrir cualquier superficie.

Su alta resistencia al calor y a la humedad lo convierten en un material que también se emplea en muchas ocasiones para cubrir paredes y suelos de baños y cocinas. Por ejemplo, para decorar bancos de cocina o encimeras en el baño. Pero también se puede utilizar para exteriores, piscinas y jardines, ya que resistirá muy bien el uso y el paso del tiempo.

Ventajas del uso de microcemento

La principal ventaja de la utilización de microcemento en la decoración de interiores es que resulta un material fácil y rápido de poner y el coste es económico, pues no hay que retirar materiales anteriores ni se requiere una preparación especial. Esto hace que necesite menos tiempo y recursos que otros materiales y se aplica sin generar suciedad ni escombros.

Además, la calidad del microcemento hace que sea un material muy duradero durante los años manteniendo su aspecto y su calidad. Pese al fino grosor del revestimiento de microcemento, es un material muy resistente a los golpes.

A diferencia de otros materiales, es posible combinar varios tonos o colores de microcemento en una misma estancia para crear el estilo de diseño deseado y la paleta disponible está compuesta por colores naturales que aportarán calidez a tu casa.

Su mantenimiento es sencillo, pues no requiere de cuidados especiales. Para la limpieza basta con utilizar agua y jabón neutro, evitando productos de limpieza abrasivos.

Con el microcemento se pueden producir superficies continuas, sin juntas ni cortes, dando a tu hogar una sensación de mayor amplitud y facilitando también la limpieza al tratarse de una superficie lisa.

No está de más leer:

CGC y Amegua se unen para impulsar infraestructura en pro de la movilidad eléctrica

EE. UU.: Se acelera la tendencia inmobiliaria de oficinas transformadas en viviendas

La nueva tendencia en decoración de 2022: ‘Homefullness’

Temas relacionados

Suscríbete a nuestro newsletter

Síguenos en nuestras redes sociales

Reciente

Las noticias inmobiliarias en tu mail

Suscríbete a nuestro Newsletter

Suscríbete a nuestro Newsletter