Centros comerciales: necesarios para el rescate de la economía
18 febrero, 2021
El impacto del covid-19 en los patrones y la demanda de movilidad
18 febrero, 2021

Restaurantes de Nueva York vuelven a recibir clientes en espacios interiores

EFE

Los restaurantes neoyorquinos volvieron a recibir a clientes en espacios interiores después de que el gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, les permitiera operar al 25 % de su capacidad tras más de dos meses limitados a zonas al aire libre.

Aunque inicialmente Cuomo dijo que los restaurantes podrían abrir sus salones interiores el 14 de febrero, coincidiendo con el día de San Valentín, poco después adelantó la fecha al día 12, dado el continuado declive de hospitalizaciones y tasas de infección en el estado de Nueva York.

A partir del 14 de febrero, los restaurantes pueden permanecer abiertos hasta las 11 de la noche. Con anterioridad el límite era a las 10 de a noche.

Nuestras decisiones se basan en ciencia y en datos, y nos ajustamos a la vez que se ajusta el virus”, afirmó Cuomo.

La tasa de infección y las hospitalizaciones han seguido bajando de manera notable en Nueva York. Por lo tanto, las autoridades han ajustado las aperturas de estadios y de servicios de comidas con test rigurosos, y limitando la capacidad de las salas de restaurante interiores en la ciudad.

La semana pasada también se anunció la reapertura de estadios con una capacidad para más de 10 mil personas a partir del 23 de febrero.

Si conseguimos mantener bajas las infecciones y aumentamos las vacunas, seguiremos llevando la delantera en esta carrera contra este enemigo invisible”, insistió.

Vacunas

Cuomo también dijo que el estado de Nueva York suministró más de 132 mil vacunas de coronavirus en 24 horas.

Además, varias cadenas de farmacias han empezado a vacunar también a neoyorquinos. En total 250 establecimientos de Duane Reade, Walgreens, Rite Aid y Costco han recibido unas 26 mil dosis.

Desde el lunes pasado, el estado de Nueva York comenzará a vacunar a personas con graves dolencias -cáncer, problemas de corazón o enfermedades pulmonares-, después de haber dado prioridad a trabajadores de servicios esenciales y a mayores de 65 años.

También puedes leer en República Inmobiliaria:

Centros comerciales: necesarios para el rescate de la economía