5 tendencias que darán forma a las ciudades en la pospandemia

La vuelta a alguna forma de normalidad ya no parece tan lejana, según la consultora Savills.

¿Cómo serán las ciudades tras la pandemia? ¿Qué cambiará en el funcionamiento y el “modus operandi” de las metrópolis? El modelo de trabajo híbrido y la apuesta por la tecnología y la sostenibilidad estarán a la orden del día, seguramente. Pero hay otras novedades a tener en cuenta que pueden influir en la vida cotidiana.

Según un artículo publicado en el blog de la consultora inmobiliaria británica Savills, hay cinco tendencias emergentes que darán forma a las ciudades en la pospandemia. “2021 trajo consigo una sensación de optimismo de que lo peor de la pandemia habrá pasado, y la vuelta a alguna forma de normalidad ya no parece tan lejana”, se lee.

A continuación, se muestran, de forma resumida, las cinco tendencias a tener en cuenta en el futuro de las ciudades, según Savills.

“El punto clave (a entender) será la eficacia con la que las ciudades pueden posicionarse para adoptar y dar forma a las tendencias urbanas emergentes, como el trabajo híbrido, la ciudad de 15 minutos, la reutilización sostenible y las tecnologías de las ciudades inteligentes“, señala la consultora inmobiliaria.

1. Modelo de trabajo híbrido

Antes de la pandemia, se estima que solo el 5,7% de las personas trabajaban desde casa. La cifra que aumentó a más del 40% en abril de 2020.

Las empresas invirtieron mucho en infraestructura digital remota y algunas optaron por dejar permanente el trabajo en casa. Esto llevó a algunos analistas a afirmar que las aglomeraciones urbanas ya no son los motores cruciales del valor económico.

Sin embargo, la proximidad física sigue siendo importante para el crecimiento y la innovación, tanto dentro de las empresas como entre ellas. En las ciudades, muchas ideas y colaboraciones se generan no solo en oficinas y salas de reuniones, sino también en espacios como cafés, bares y eventos.

En los próximos meses, deberíamos ver un equilibrio entre la situación anterior a la pandemia y el trabajo a distancia completo, es decir, el modelo híbrido tenderá a ganar fuerza.

El 65% de los trabajadores desea tener una división “clara” entre el hogar y la oficina.

Según estudios recientes, el 65% de los trabajadores desea tener una división “clara” entre el hogar y la oficina. Estos, dado que los empleados pasan más tiempo en casa, se reconfigurarán, y deberá haber más “salas de Zoom” y espacios de colaboración.

El modelo híbrido también repercutirá en los patrones de gasto de las economías urbanas, especialmente en aquellas que no cuentan con una gran población residencial en el centro de las ciudades.

Savills también considera que el teletrabajo ha propiciado el rejuvenecimiento de muchos barrios locales.

El concepto de ciudad de 15 minutos, por ejemplo, está siendo promovido por varias ciudades, entre ellas Milán y París. Se trata de un modelo de urbanismo en el que los residentes pueden tener la mayor parte de lo que necesitan para vivir y trabajar a poca distancia de su casa.

2. De vuelta a las calles

La disminución del tráfico y la necesidad de distanciamiento social también ha dado a las ciudades la oportunidad de experimentar más vida en la calle, así como de compartir el espacio público.

Una tendencia importante observada en la primavera y el verano de 2020 fue la aparición generalizada de ciclovías temporales, calles de uso peatonal, espacios vacíos y experiencias relacionadas con el arte urbano.

Muchos residentes consideran que estas intervenciones han hecho que los entornos urbanos sean más atractivos y saludables, y estén mejor conectados.

3. Ciudades más limpias, ecológicas e inteligentes

El primer confinamiento permitió reducir la contaminación atmosférica y nos recordó la importancia de los espacios verdes urbanos. En la actualidad se hace hincapié en las estrategias de regeneración urbana para que las ciudades sean más sanas y verdes en el futuro.

Paralelamente, con el uso generalizado de los sistemas de monitorización de la salud, el despliegue del 5G y el continuo crecimiento de la “los servicios cloud” y el “big data”, es probable que se produzca una aceleración continua de las tecnologías de las ciudades inteligentes. Así, las infraestructuras urbanas serán más sostenibles y estarán más conectadas.

La pandemia del covid-19 hizo que en el 2020 se acelerara la tendencia de las compras online.

4. Declive del comercio minorista

La pandemia hizo que en el 2020 se acelerara la tendencia de las compras online, formando nuevos hábitos entre los consumidores que probablemente no se reviertan. Esto provocó el colapso de las grandes marcas, la sobreoferta de espacios comerciales y las continuas inversiones en espacios logísticos y entregas de última hora.

5. Agenda política de las ciudades

Un panorama político eficaz será crucial para comprender y orientar la forma en que las ciudades responden a los retos y crecen a partir de las oportunidades. En Inglaterra, por ejemplo, se han producido cambios legislativos y políticos en 2020 relacionados con el sistema de planificación urbana.

Será crucial contar con un sistema de política urbana más ágil que también pueda comprender y utilizar la creciente cantidad de datos en tiempo real generados por las tecnologías de las ciudades inteligentes.

También deberías leer en República Inmobiliaria:

El mercado de leasing puede incrementar a Q15 millardos