La realidad de la inversión en vivienda vacacional

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

En los últimos años, en todo el mundo se han desarrollado distintos modelos de inversión en vivienda vacacional, los cuales son muy distintos a los “Time Share”, que no son más que acceso a una membresía temporal de noches y con “mejores precios y beneficios”.

Estos nuevos modelos de inversión, los cuales son muy conocidos en mercados como EE. UU., Europa y algunos países en Asia, se están posicionando poco a poco en Latinoamérica. 

México, por ejemplo, tiene el mayor crecimiento de estos proyectos de inversión y con el mayor avance en Latinoamérica, lógicamente es por el avanzado desarrollo que este país tiene en la industria del turismo, versus otros países como Guatemala

La preocupación de los inversionistas siempre es poder mantener el modelo funcionando y que la rentabilidad se mantenga por muchos años. 

Esto es sencillo de explicar pero complejo de cumplir: Se logra ese ritmo a largo plazo, creando una demanda sostenible en el tiempo a través de estrategias mercadológicas, enfocadas en los resultados del bien común de toda la cadena de inversión y así lograr mantener los retornos de los inversionistas como del proyecto

El modelo de inversión y su administración es clave

El modelo debe cumplir con una inversión en un inmueble vacacional, solo que al alcance de inversionistas individuales. 

Este cada día será más imponente en los mercados de Latinoamérica y si tienen el respaldo de una empresa sólida, es la mejor opción al alcance de muy buena parte del mercado. 

Las casas de descanso en las playas guatemaltecas elevaron notablemente sus ocupaciones

La administración en este tipo de negocios es clave, ya que es un solo canal el que renta, cobra, paga y da mantenimiento, reduciendo riesgos en daños materiales, costos adicionales o tiempo del propietario

Lo vemos muy claro en el modelo de Airbnb, que asemeja a una empresa administradora de viviendas o apartamentos en alquiler para diversos usos, con pequeñas diferencias como que el mismo desarrollador se convierta en operador de la propiedad y monetiza retornos facilitando la gestión para el inversionista, desligándose de todo excepto de lo más importante, recibir sus ganancias. 

Los costos operativos para el desarrollador juegan a favor, invirtiendo en simultáneo y al por mayor en diversas propiedades para garantizar siempre las mejores condiciones.

Una solución clara para invertir

Si abordamos el tema desde la vista del propietario, es una solución clara de donde invertir. El peso de los beneficios y facilidades de invertir en vivienda vacacional es notablemente más alto que comprar un apartamento en la ciudad y alquilarlo. Y no porque este mal, sino porque las posibilidades de ganancias son mucho más altas y cómodas de obtener. 

Las oportunidades de inversión de este tipo, hasta hace algunos años, eran escasas en el país, si no es que nulas. 

Hay propuestas sobre la mesa con intereses de distintas desarrolladoras en incursionar en este tipo de proyectos inmobiliarios. Pero habían sido muy conservadores al dudar de si era o no rentable. De sí existía o no un mercado. De sí las proyecciones pudieran o no ser reales y de la capacidad del mercado de cumplir esas expectativas que uno como desarrollador se crea. 

Esto va mucho de la mano de lo que hemos conocido o con lo que nos hemos sentido cómodos desde años atrás, como población debemos ser más agresivos, exigir más, conocer más para tomar decisiones inteligentes en temas de inversión.

La oportunidad para inversión que dejó el covid-19

La demanda que surge pospandemia es sumamente importante de atender. Existe un gran número de guatemaltecos amantes de la vida exterior, y desde que este se volvió una obligación y no solo una opción, las casas de descanso en las playas guatemaltecas elevaron notablemente sus ocupaciones, representando grandes ganancias para los propietarios de casas de descanso y hoteles. 

El turismo ha tenido un claro alcance desde 2021 comparado a 2019 previo a la pandemia. La nueva normalidad es evidente que trajo cambios, nos únicamente de salud, si no de convivencia y de atender nuevas necesidades para nosotros mismos y nuestras familias. 

Si abordamos el tema desde la vista del propietario, es una solución clara de donde invertir

Nuestra privacidad, nuestro espacio y nuestra tranquilidad se convirtió en el valor más importante del día a día. Nuestro país tiene enormes oportunidades para el desarrollo del turismo

Tenemos playas en el caribe que fácilmente podemos darle realce y protagonismo. Pero para ello es crucial involucrar a nuestras autoridades en atender las notables necesidades de carreteras, seguridad y otros que limitan el turismo interno y externo.

Es verlo con ojos de inversión, inversión al país, inversión al turismo, inversión al guatemalteco, inversión a la convivencia en familia.

El desarrollador que opera y resuelve, gana

Como desarrolladores debemos siempre ser ambiciosos e identificar las oportunidades que marquen un diferenciador

Consolidarnos con estrategias de valor, servicios de calidad y propuestas diferentes, nos dan más herramientas para conocer el mercado, a nuestro público y descubrir lo que les haga falta para ser su solución. Facilitarles gestiones y que confíen tanto en el modelo de negocio, como en la administración y al desarrollador para tener un 360.º cubierto.

No todos los proyectos son para todas las personas, lo interesante de este negocio es que como en muchos otros, hay mercado para todos.

 

Grupo Krea es una desarrolladora inmobiliaria con más de 30 años de experiencia creando proyectos de vivienda vertical, comercial, corporativos y vacacional.

 

El contenido en la sección de Opinión es responsabilidad exclusiva del autor y no representa necesariamente la postura o la línea editorial del medio.

Temas relacionados

Suscríbete a nuestro newsletter

Síguenos en nuestras redes sociales

Reciente

Suscríbete a nuestro Newsletter